•    El portavoz de Hacienda del PP en el Parlamento repasa las nuevas bajadas de impuestos y deducciones con motivo del inicio de la campaña de la renta “frente al modelo de asfixia de fiscal e intervencionismo del Gobierno de Sánchez”.

El portavoz de Hacienda del Grupo Popular en el Parlamento de Andalucía, Pablo Venzal, ha recordado hoy, con motivo del inicio de la campaña de la declaración de la renta, que “los andaluces van a poder ver de nuevo en su declaración que el modelo de bajada de impuestos del gobierno de Juanma Moreno funciona”, frente al “modelo de asfixia fiscal e intervencionismo del Gobierno de Sánchez”, que lo que hace es retrasar la salida de la crisis”.

Venzal subrayó que esta campaña de la renta viene marcada también por la complicada situación derivada de la inflación. “Con el precio de la cesta de la compra y los costes del combustible y la electricidad disparados, bajar los impuestos es el camino más corto para ayudar a la gente, porque con un 10% más de inflación y un 30% de subida del precio de la energía hay muchas familias que ya no llegan ni a la primera semana del mes”, dijo.

“Lo que no tiene sentido es que Pedro Sánchez elija el camino más largo, con un modelo basado en el intervencionismo y el subsidio mientras fríe a impuestos a la gente”.

El portavoz de Hacienda del PP en el Parlamento repasó algunas de las deducciones fiscales de las que se pueden beneficiar aquellas personas que presentan declaración de IRPF y que residan en Andalucía, con dos novedades fundamentales: la bajada de los tipos en la escala autonómica del IRPF y la inclusión de una nueva deducción para familias numerosas de 200 euros, que se incrementa hasta los 400 euros en los casos de familias numerosas de categoría especial.

“Este año los andaluces veremos una nueva rebaja en el IRPF, deducciones en apoyo a las familias, a los propietarios de vivienda de VPO, a las personas con discapacidad y sus cuidadores, o a los trabajadores que tengan contratada ayuda doméstica”, apuntó.

“En definitiva, se trata de intentar que los ciudadanos tengan en su poder la renta disponible para invertir y generar así empleo, riqueza y bienestar. Esos son los dos modelos que están enfrentados, el que genera actividad y progreso y un modelo que lo que hace es retrasar la salida de la crisis”, concluyó.